El Sindicato de Choferes de Camiones (Sichoca), que lideran Hugo y Pablo Moyano, rechazó hoy la posibilidad de que YPF levante “el perforador 308 de la empresa San Antonio”, en Mendoza, y explicó que ello arriesgará 50 puestos laborales, por lo que decidió el “alerta y movilización” y advirtió por posibles paros.

En documento de Camioneros sostuvo que “la posibilidad de levantar ese perforador arriesga los puestos de empleo y cercena la dignidad de medio centenar de trabajadores y familias camioneras”, que “pusieron el hombro en los momentos más complicados del país”.

“Ante una nueva realidad de atropello y sometimiento de los trabajadores, el gremio decidió el estado de alerta y movilización”, puntualizó.

Para los sindicalistas, la decisión de la firma YPF “someterá a decenas de familias y arriesgará la estabilidad de miles de personas”, por lo que advirtieron que si la empresa no revierte de inmediato la decisión “se convocará a todas las medidas de fuerza necesarias”, que comenzarán con huelgas generales en la totalidad de las terminales de la compañía.

“El objetivo de siempre es la protección de cada persona y de cada trabajador camionero, quienes a diario ponen el hombro para un país sometido por intereses del poder”, dijeron.